Evita la mala higiene dental

cepillo-dientes

Evita la mala higiene dental

Desde que niños, hemos oído hablar mucho del valor de practicar una «buena higiene dental», pero a menudo se asume que ya sabemos lo que eso significa. 

La mayoría de nosotros nunca se da cuenta del impacto total que puede tener en nosotros el descuido de la higiene dental básica.

No sólo se verán afectadas nuestras carteras y mandíbulas, sino que también se perderá tiempo de nuestras actividades diarias, ya sea mientras realizamos el cuidado dental diario requerido, o mientras visitamos al dentista más tarde para corregir las condiciones que se desarrollaron como resultado de nuestra negligencia. 

Peor aún, probablemente experimentaremos un dolor innecesario, mala salud y una posible muerte prematura, o al menos condiciones debilitantes, como resultado de no hacer los pocos pasos simples y relativamente baratos que se encargarían de la situación antes de que tenga la oportunidad de ocurrir.

Si estudias un grado superior higiene bucodental serás conocedor de todas las problemáticas que puede acarrear una mala salud dental, pero si no, aquí te dejamos algunos datos importantes a tener en cuenta.

Resultados de tener una mala higiene dental

Obviamente, para la mayoría de nosotros, la mala higiene dental conduce a las caries (caries dental). Las caries son agujeros en los dientes que deben ser rellenados por un dentista. 

No sólo hay que considerar el coste de los tratamientos, sino que también suele haber dolor asociado con la condición.

Muchas de estas situaciones podrían prevenirse con medidas de higiene dental básicas y regulares, ahorrando así dinero y molestias. 

A veces estas situaciones, y/o el procedimiento utilizado para corregirlas, pueden afectar la apariencia del individuo, impactando así negativamente su propia imagen y autoestima.

Además, si alguien ha descuidado el cuidado de sus dientes, encías y boca, entonces varios dientes pueden verse afectados, creando aún más costos en términos de dinero, dolor y quizás una baja autoestima.

La mala higiene dental se ha vinculado ahora a muchas enfermedades y condiciones debilitantes como las enfermedades cardíacas, la diabetes, los accidentes cerebrovasculares e incluso el cáncer.

Una vida llena de enfermedad y dolor y todo tipo de costos asociados con eso puede ser el resultado de no dar unos simples, y relativamente baratos, pasos hacia una boca y encías saludables.

Acude a tu dentista cada medio año para realizar una higiene dental en profundidad y no dejes que te aparezcan problemas asociados como los que hemos estado observando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *