Bodas 2016: llega la libertad total al altar  

Tocado de novia 2016

Bodas 2016: llega la libertad total al altar  

 

Las novias de ahora ya no se dejan gobernar por las tradiciones. Buen ejemplo de ello es la boda de la hermana de Beyoncé, Solange Knowles, que hizo gala de un free style absoluto y se acercó a la iglesia en bicicleta, el prometido vistió de blanco y la novia se olvidó de vestidos de cola y velo para apostar por un mono con capa y escote. Otro caso de inspiración libre es el de Olivia Palermo, que se casó con unos elegantes shorts color marfil.

Así que la tendencia es la originalidad.

 

Claves para la novia 2016

La moda nupcial 2016 ofrece más posibilidades que nunca. Desde los tocados de novia a los ramos pasando por los vestidos, claro, todo es completamente personalizable. Ya no hay una sola novia posible sino que cada mujer puede encontrar su propio estilo y organizar una boda a medida de sus preferencias. Eso sí, la naturalidad es la clave de la moda para novias en este año según se vio en la New York Bridal Week.  

 

Tocados de novia: piezas únicas para una novia única

Son el toque de distinción para la novia. Desde las filigranas hechas en hilos de plata (¡joyas realmente únicas!) a los tocados de tipo floral o las diademas de encaje. La novia de este 2016 tiene muchas opciones y estilos distintos por los que apostar pero siempre están marcados por un estilo sublime. Además los tocados se van a llevar de complemento al velo pero también como auténticos protagonistas. Cada novia elige.

 

Los vestidos: del volumen al mini

Uno de los básicos en el armario de la mujer (el little black dress) da el salto a la pasarela nupcial para convertirse en el little white dress. Es una apuesta arriesgada y desenfadada a la vez pero no le faltan detalles y estilo. Este vestido encuentra su complemento perfecto en los tocados de novia por ejemplo o en ramos de novia llenos de color. Y la novia más clásica con falda larga apuesta por los grandes volúmenes o por efectos como el degradado. Pero sobre todo no hay un sólo cánon para la novia 2016: se llevan las maxifaldas con plumas, los frunces, los vestidos que casi serían de cocktail, las transparencias, los bordados de flores…

 

Ramo, el punto de locura

Una novia puede ser totalmente formal en su vestido, de corte largo, y dejar que el ramo sea la nota irreverente. Los colores llamativos, los pequeños volúmenes, los ramos que no están hechos de flores. En el 2016 los ramos se convierten en un elemento para jugar y para romper el molde un poco más si cabe. Además la forma de vestir el ramo también cuenta y las organzas o los encajes van a hacer que complemente perfectamente al vestido de la novia. Y algo que también se lleva mucho son las grandes flores combinadas con flores de tamaño pequeño en una apuesta monocromática.

Así de libre y creativa es la mujer que este 2016 va a dar el “sí, quiero”. Si te ha gustado el post, compártelo en redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *